¿Qué es el lean manufacturing y por qué implementarlo en tu empresa?

Aunque el lean manufacturing surgió como un concepto exclusivamente del sector automovilístico, con los años ha ido implementándose en diferentes empresas. ¿Qué es el lean manufacturing? En líneas generales, su objetivo es minimizar pérdidas para los negocios, mientras se maximiza el valor añadido al cliente. En Management Digital podemos mejorar la productividad de tu negocio, a través de distintas herramientas de lean manufacturing.

¿Qué es el lean manufacturing o lean production?

Además de ser una filosofía, el lean manufacturing es un sistema de organización del trabajo, que se centra en mejorar la producción y la productividad. Ya lo hemos adelantado: surgió como un modelo para la industria automotriz, pero, con los años, se convirtió en indispensable para todos los sectores productivos. ¿Por qué?

Este modelo se basa en eliminar actividades que no aporten ningún valor ni al proceso productivo ni a los clientes. A estas se les conoce como desperdicios o despilfarros y se trata de tareas que generan sobreproducción, elevan los plazos de espera y/o entrega, así como la presencia de desperfectos en los productos, entre otros. La idea es optimizar al máximo los sistemas de producción y eliminar las tareas que no supongan un valor añadido.

El lean manufacturing permite mejorar los procesos de producción

El concepto de lean manufacturing apareció por primera vez en los años 70 en el libro «La máquina que cambió el mundo» (un best seller a nivel internacional) y nos dio a conocer el sistema de producción lean de Toyota, el gigante automotriz de Japón. Básicamente, contrapone a dos modelos de negocio: la producción lean y la producción en masa.

Conceptos básicos de lean production

Ahora que ya sabes qué es el lean manufacturing, debes tener en cuenta ciertos aspectos para implementarlo con éxito. Recuerda, más que una estrategia, el lean manufacturing nació como una filosofía, es por eso que el pilar de este sistema es la dimensión humana, aunque no es el único factor a considerar.

El componente humano

En todo sistema productivo, las personas son lo más importante. En el caso de la filosofía lean, las empresas necesitan una estrecha colaboración y comunicación en todos los niveles. Los trabajadores, obreros y operarios deben estar en contacto permanente con el medio de trabajo. ¿Por qué? Porque son los que mantienen una estrecha relación con los procesos productivos y pueden detectar y mejorar problemas o aportar soluciones.

Para que los trabajadores puedan hacer esto, es indispensable que sean partícipes. Es decir, que el clima laboral sea adecuado y puedan comunicar, sin ningún problema, lo que se espera de ellos.

Los pilares del lean production

Además del capital humano, la filosofía lean manufacturing también destaca tres aspectos:

  • Efectividad. Se busca satisfacer las expectativas de los clientes.
  • Eficiencia. Se elimina lo que no tiene valor ni aporta nada, mientras se aprovechan los recursos más oportunos.
  • Innovación. Las empresas que apuestan por el lean manufacturing deben contar con un liderazgo comprometido, que escuche a los trabajadores cuando surjan problemas y que, además, se encuentre en una constante innovación.

¿Qué es el lean manufacturing aplicado a la empresa?

Para poder aplicar el lean manufacturing a una empresa, es necesario seguir siete principios rectores de esta filosofía. Aunque, a priori, pueden resultar complejos, una buena práctica y un ambiente laboral sano, permiten, a la larga, adoptar esta filosofía de manera eficaz:

  • Hacerlo bien a la primera. Para poder hacerlo bien a la primera y conseguir cero errores, es necesario detectar el problema a tiempo y solucionarlo desde el origen.
  • Eliminar actividades innecesarias y que no aportan valor.
  • Apostar por la innovación y la mejora continúa. La idea es mantener la calidad del producto, reduciendo costes y aumentando la productividad. Por ejemplo, en el caso de las fábricas, esto puede conseguirse implementando máquinas automatizadas o por control numérico computarizado. Son lo último en tecnología, reducen los tiempos de producción, mejoran la eficiencia y disminuyen los costes.
  • Implementación de procesos pull. La producción se hace bajo demanda, pues la idea es evitar el stock.
  • Ser flexible. Para el lean manufacturing, es importante producir diferentes tipos de productos y hacerlo en cantidades exactas.
  • Relación con los proveedores. Es indispensable mantener una buena relación con los proveedores y que, además, la relación comercial sea larga. Así es posible compartir riesgos y costes.
  • Enfoque de venta. Según el lean manufacturing, la empresa no debe aportar al cliente un producto o servicio, sino una solución. Esto se traduce en cambiar la filosofía de vender porque sí.
¿Qué es el lean manufacturing?

De los siete puntos clave de la filosofía lean manufacturing, se desprenden una serie de herramientas y sistemas de producción. Aquí encontramos el Total Quality Management (TQM), que prima la calidad, aumentando la eficiencia y optimizando los plazos de entrega. También destaca el JIT o Just in Time (justo a tiempo); se trata de producir solo bajo demanda.

Por otra parte, está el sistema Kaizen, que busca la mejora continua y el TOC o Teoría de las Restricciones o limitaciones, que se basa en encontrar un cuello de botella para producir siguiendo un ritmo. Al lean manufacturing también pertenece Andon, un sistema de gestión visual para conocer mejoras aplicables; es válido tanto para directivos como para operarios.

¿Por qué aplicar el lean manufacturing?

Desde que este modelo se dio a conocer, muchas empresas lo han ido adoptando poco a poco. ¡Tiene grandes beneficios! Para empezar, el flujo de valor se centra en atraer al cliente y ofrecer soluciones y no simples productos o servicios. Aplicar esta filosofía aporta grandes ventajas como un incremento de la productividad, lo que se traduce en una mejor relación entre operarios y líderes; además, también se mejora la calidad de los productos y servicios, aumentando las ventas y el valor del negocio.

Pero cuidado, para poder beneficiarse de todas estas ventajas, es indispensable aplicar la filosofía lean de forma adecuada. Empezando por ejemplo, por la innovación para no quedarse obsoleto.

Suscríbete a nuestra Newsletter y obtén ventajas para tu negocio

Si te suscribes a nuestra Newsletter, además de recibir noticias de interés, ofertas exclusivas y consejos empresariales, recibirás un diagnóstico gratuito para tu empresa o negocio. Con este diagnóstico podrás saber qué tipo de asesoría necesita tu empresa y cómo le puede beneficiar. 

Otras entradas que te pueden interesar

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

× ¿Te ayudamos?