¿Qué es la hiperautomatización y cómo mejora la gestión empresarial?

Cuando se trata de mejorar la gestión de una empresa, hay que adoptar estrategias y técnicas de vanguardia. Uno de estos procesos es la hiperautomatización. ¿Qué es la hiperautomatización y qué puede hacer por tu negocio o empresa? ¿Es posible aumentar la eficiencia y la productividad?

¿Qué es la hiperautomatización de las empresas?

La hiperautomatización es un proceso que se considera toda una revolución, pues incluye tecnología de vanguardia. Vivimos en un mundo que se encuentra en constante evolución, donde la tecnología crece a pasos agigantados y la Inteligencia Artificial y el Machine Learning adquieren cada vez más protagonismo. En medio de este panorama surge la hiperautomatización. ¿Y qué es la hiperautomatización? Se trata de un elemento esencial en lo que automatización de los procesos y tareas se refiere.

La hiperautomatización mejora la eficiencia de los trabajadores y aumenta la productividad

A la hiperautomatización se le considera como una de las 10 tendencias tecnológicas más importantes, ya desde hace unos años. ¿Qué es la hiperautomatización exactamente? Se trata de una combinación de distintas herramientas: la automatización de procesos robóticos (RPA), con la inteligencia artificial (IA). El objetivo de esta técnica es mejorar la toma de decisiones de una empresa y aumentar la productividad.

Con la RPA, las empresas pueden automatizar distintos procesos sin que esto suponga un cambio drástico en los sistemas ya existentes. Por lo tanto, la hiperautomatización se convierte en una solución muy eficiente y ágil.

Beneficios de la hiperautomatización

La hiperautomatización busca mezclar la Inteligencia Artificial con los procesos automáticos, pero ¿Puede esto traer beneficios para tu negocio? La tecnología es capaz de realizar trabajos de forma muy rápida y precisa, cosa que, además, evita el error humano y se reducen los márgenes de error. También acarrea un ahorro de tiempo y costes.

Podría decirse que estos son los beneficios generales de la hiperautomatización, pero van mucho más allá. ¡Te los detallamos a continuación!

Eficiencia

Con la hiperautomatización, muchas tareas se vuelven automáticas, algo que reduce los tiempos de los procesos y la necesidad de intervención humana. A la larga, esto se traduce en una mayor eficiencia operativa, pues se utilizan, de forma óptima, los recursos y procesos para aumentar la rentabilidad.

Para poder llegar hasta estos niveles de eficiencia, es necesario analizar la situación actual de la empresa. Se deben identificar los cuellos de botella y aplicar herramientas que contribuyan a eliminar tareas que están de más.

Mientras en una fábrica la hiperautomatización se traduce en el uso de máquinas herramienta que hagan procesos automáticos, en una oficina, por ejemplo, se incluye el envío de correos electrónicos de forma automática, pero esta es solo una de las muchas tareas que la tecnología ejecuta para hacer más eficiente tu negocio.

Reducción de costes y errores

El uso de las tecnologías RPA permite reducir los costes de producción hasta en un 70%, además, dependiendo del sector al que pertenezca tu negocio, incluso puede suponer un ahorro de materia prima y mano de obra. Por ejemplo, las fábricas que utilizan máquinas herramienta que funcionan con Control Numérico Computarizado, es decir, que son máquinas automáticas, son capaces de aprovechar mejor los recursos y reducir la cantidad de desperdicios de material.

Por otra parte, si nos centramos en estas mismas máquinas que hemos puesto como ejemplo, encontramos que estas contribuyen a reducir el error humano. Los operarios solo tienen que programar la tarea que quieren que la máquina haga y dejarlo todo en manos de la RPA o el CNC. Esto permite que este mismo operario controle diferentes máquinas, algo que también disminuye la necesidad de mucha mano de obra y, como ya adelantamos, el error humano. Las tareas que antes eran manuales ahora pueden hacerse de manera automática.

La hiperautomatización puede aplicarse a las fábricas, pero también a las oficinas

Hiperautomatización para la toma de decisiones

La hiperautomatización no solo se aplica en la manufactura, sino que puede llevarse a otras herramientas que contribuyan a mejorar la gestión de la empresa. La RPA es capaz de recopilar información amplia y valiosa, pero también puede analizar los datos de forma constante. Esta información se envía a las personas para ayudarlas a tomar mejores decisiones relativas a la empresa y la producción. Prácticamente, los encargados de la toma de decisiones pueden ver el panorama completo, estar más informados y planear estrategias.

En el caso de trabajos de oficina, instalar software que mejoren la productividad es ya toda una realidad. Como ya adelantamos, se pueden enviar mails de forma automática, pero también analizar los datos de compras y ventas, de los clientes, el envío de facturas, etcétera. Todo esto ofrece a los directivos una visión más amplia de la situación del negocio, cosa que permite tomar decisiones de forma rápida y acertada.

Mejora la productividad

En lo que a las fábricas se refiere, un mismo empleado puede manejar más de una máquina de forma simultánea o dedicar el tiempo a otras labores, algo que aumenta la productividad. Pero, en las labores de oficina, ¿Qué puede hacer la hiperautomatización? Las organizaciones que han implantado un sistema RPA van camino a la transformación digital.

Todo esto permite que los empleados puedan redirigir sus tareas y dedicarse a proyectos que les resulten más creativos y estimulantes. De nuevo, esto supone un ahorro de tiempo y costes que beneficia no solo a la empresa, sino también a los empleados.

La hiperautomatización mejora la experiencia del cliente

La hiperautomatización no solo sirve para la gestión empresarial, sino también para mejorar la experiencia del cliente. Cuando se trata de fábricas, el uso de máquinas automáticas reduce los tiempos de entrega y los costes de producción, algo que, sin duda, mejora la experiencia de los clientes.

Por otro lado, implantar bots RPA que interactúen con los clientes y se encarguen de resolver dudas muy básicas, también supone una gran ventaja. Los bots ofrecen información genérica a los usuarios, pero consiguen extraer datos útiles; después, cuando a los usuarios se les remite con el departamento de atención al cliente, la atención es personalizada. ¿Por qué? Porque el bot ya consiguió información relevante sobre el usuario y el empleado de atención al cliente, ya cuenta con estos datos.

Gestión de datos

La hiperautomatización también permite gestionar e integrar datos de una empresa, optimizando el procesamiento de estos. Gracias a la capacidad de análisis avanzado de las nuevas tecnologías, se pueden identificar patrones o tendencias en los datos, algo que contribuye a la toma de decisiones. De hecho, la hiperautomatización puede adelantarse y calcular posibles errores a futuro, que podrán ser subsanados por la empresa incluso antes de que ocurran.

Suscríbete a nuestra Newsletter y obtén ventajas para tu negocio

Si te suscribes a nuestra Newsletter, además de recibir noticias de interés, ofertas exclusivas y consejos empresariales, recibirás un diagnóstico gratuito para tu empresa o negocio. Con este diagnóstico podrás saber qué tipo de asesoría necesita tu empresa y cómo le puede beneficiar. 

Otras entradas que te pueden interesar

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

× ¿Te ayudamos?